scorecardresearch

Vox exige la dimisión o el cese de la edil de Personal

Carlos H. Sanz
-

El grupo municipal argumenta su petición con dos sentencias que anulan los nombramientos de jefes de servicio en Bienestar Social y Disciplina Urbanística

Vox exige la dimisión o el cese de la edil de Personal - Foto: Juan Mellado

El grupo municipal de Vox exigió ayer la dimisión o el cese de la concejala de Personal y Organización, Carolina Gómez, a la que achaca  «clientelismo sindical y político». Una acusación que Sonia Lalanda basa en dos recientes sentencias judiciales que anulan los procesos selectivos para los puestos de adjunto al jefe de servicio de Bienestar Social y jefe de servicio jurídico de Disciplina Urbanística y Medio Ambiente.

«La política de Personal del Ayuntamiento tiene tintes delirantes y escandalosos», aseveró Sonia Lalanda, que recordó que en la Junta de Gobierno del 22 de mayo del año pasado, ya se alertó que «la amistad manifiesta entre la concejala y una de las funcionarias que podría nombrar jefa de servicio» era «un escándalo».

Finalmente, se nombró a la persona que quería la edil de Personal, y la otra perjudicada recurrió al Contencioso-Administrativo donde ha ganado los dos juicios. «En uno de ellos, el juez dice que se conculcan los principios de mérito e igualdad de oportunidades y capacidad y revoca el acuerdo de la edil», explicó Lalanda. 

En el caso del nombramiento por libre designación del jefe de servicio jurídico de Disciplina Urbanística y Medio Ambiente, el fallo judicial recoge que las referencias que utiliza el Ayuntamiento para justificar la elección, «sirven para un propósito y, si se desea, para el contrario, puesto que hubiera bastado con añadir la apostilla sin embargo, resultan insuficientes para cubrir la plaza, y elegir a otro candidato, quizás, con menor recorrido profesional».

trato al ciudadano. Vox enarbola una tercera sentencia para criticar que los ciudadanos recurran las decisiones del Ayuntamiento y este les ignore, obligándoles a recurrir a los tribunales. Así ha ocurrido con una mercantil que denunció una situación contra un empleado público por entender que no se ajustaba a lo legal. «El juez de instancia dice que tiene derecho a que se investiguen los hechos y, si procede, a que se abra un expediente disciplinario», concretó Lalanda. 

«Estas sentencias ponen de manifiesto un clientelismo sindical y político suficiente como para que la concejala de Organización y Personal presente su dimisión. Y si no dimite, que el alcalde la cese», aseveró la concejala de Vox. 

En respuesta a las acusaciones, la edil de Personal defendió que la elección de adjunto al jefe de servicio de Bienestar Social se basó en criterios de antigüedad, mientras que el nombramiento del jefe de Servicio de Disciplina Urbanística, al ser de libre designación, corresponde al concejal de Urbanismo.

Por otra parte, Vox comentó también la sentencia que obliga a la anulación de la oposición de bomberos que adelantó DP este fin de semana. «Es una muestra de a dónde llega la política de género llegada al absurdo, creando desigualdad y discriminación, sostuvo Lalanda, que exigió la retirada del plan de igualdad.

pleno de mañana. Otro de los temas, sin salir de los juzgados, que abordó ayer Vox fue la moción que presentará en el pleno de mañana, el ordinario correspondiente al mes de diciembre, con la que solicitará que se cree una comisión de investigación para determinar las responsabilidades políticas y civiles de la sentencia de la calle Jardines. Además, propuso que el mercadillo del paseo de la Julia se  mude al aparcamiento de la Estación de Pequeña.