Boadilla, Requena y Marcilla, sin rendir cuentas 5 años

DP
-

La institución regional, con sede en Palencia, constata que 151 ayuntamientos de la provincia rindieron la cuenta general del ejercicio 2018, lo que representa el 79,1% del total

Imagen del pleno celebrado ayer por el Consejo de Cuentas en Burgos.

El pleno del Consejo de Cuentas se reunió ayer en la sede de la Diputación de Burgos para aprobar el informe anual sobre las cuentas del sector público local de Castilla y León correspondiente a 2018. El Consejo lleva la aprobación de este informe cada año a una provincia, con el doble objetivo de divulgar en la comunidad la actividad de la institución y de continuar impulsando el cumplimiento de la obligación legal de la rendición de cuentas por parte de las entidades locales.
El objetivo del trabajo, correspondiente al grupo de fiscalizaciones a realizar por mandato legal es verificar el cumplimiento por parte de las entidades locales de la obligación de rendir la cuenta general y comprobar que se ajusta a la normativa respecto a forma y contenido, así como su coherencia interna. En cuanto a Palencia se refiere, el informe indica que la provincia tiene 191 municipios (8,5% del total) y además de la Diputación contabiliza 29 mancomunidades y 226 entidades locales menores. Anota, además, ocho entidades dependientes (un organismo autónomo, cuatro consorcios, dos fundaciones y una asociación).
A 31 de diciembre del pasado año, 151 ayuntamientos de la provincia habían rendido  la cuenta general del ejercicio 2018, lo que representa el 79,1% del total de los municipios, con un descenso interanual de 4,2 puntos porcentuales. En el período 2013-2018 tres municipios (Boadilla del Camino, Marcilla de Campos y Requena de Campos, con 115, 41 y 21 habitantes, respectivamente) no han rendido cuentas en ningún ejercicio. Respecto a las entidades locales mejores, rindieron la cuenta un total de 171, lo que representa un 75,7% del total, exactamente igual que el ejercicio anterior.
Respecto al total de las cuentas rendidas de 2018, en su conjunto, el presupuesto agregado de ingresos de las entidades locales de la provincia ascendió a 279,5 millones de euros y el de gastos a 278,8 millones. En la liquidación presupuestaria, las entidades palentinas reconocieron obligaciones (gastos) por importe total de 211,2 millones de euros, lo que en relación a los derechos reconocidos (ingresos), por importe de 221,7 millones, arroja un resultado agregado de 10,5 millones.
En cuanto al remanente de tesorería para gastos generales, alcanzó el importe agregado un total de 88,4 millones de euros. Los fondos líquidos de tesorería suman 114,7 millones de euros. El endeudamiento de las entidades locales palentinas al cierre de 2018 se cifraba en 61,7 millones de euros.