scorecardresearch

Los investigadores del mañana

Julia Rodríguez
-

Alumnos de Filipenses han participado por décimo año consecutivo en el programa Innova de Iberdrola

Los investigadores del mañana - Foto: Sara Muniosguren

El Colegio Blanca de Castilla ha sido elegido por décimo año consecutivo para participar en el programa Investiga I+D+i que organizan la Fundación San Patricio desde Madrid e Iberdrola. Es el único colegio de Castilla y León seleccionado este año, entre veinte, de los más de 300 centros presentados de toda España.

 Los más de 13.000 jóvenes de 16 años participantes se han acercado al mundo de la investigación. El objetivo ha sido profundizar en temas científicos de actualidad y trabajar en equipo, asesorados por expertos de cada área. 

El programa consiste en elaborar un trabajo en 5 o 6 meses (de septiembre hasta marzo) de diferentes líneas de investigación donde participan los alumnos de  4º de  ESO. 

Los temas de esta edición son, en  la línea de biociencias, la extracción automática de conocimiento médico a partir de la Historia Clínica Electrónica; en la línea de energía y medioambiente  el Offshore, eólica marina flotante; en la línea de ciencias del espacio  la agricultura espacial; en la línea de nanotecnología y nuevos materiales el papel de la nanotecnología en la generación y uso sostenibles de la energía y, por último en la línea de tecnologías de la información y las comunicaciones las fuentes de datos abiertos en Salud a nivel mundial y el impacto de su utilización.

Se convirtieron en jóvenes investigadores, como explica su profesora Conchi Hernansanz, poniéndose en contacto con alumnos de centros de toda España que también participaban a tráves de un foro. Pudieron realizar preguntas directamente al experto, poniendo en común los diferentes temas y aprendiendo de los demás.

El mes de enero terminaron el trabajo y en marzo la profesora responsable, Conchi Hernansanz, los envió a la organización. Al finalizar esta fase, cinco trabajos, uno por tema, fueron evaluados por los diferentes expertos.Los centros con mejor evaluación global pasaron a la siguiente fase, el Congreso Iberdrola Innova I+D+i en la que se encuentra este centro.

En el congreso estos 100 alumnos, hasta la época de la pandemia, este año no ha sido posible, se reunían en Madrid para que, en grupos de trabajo, durante tres días (viernes, sábado y domingo) hicieran otro trabajo con las aportaciones de todos y el domingo lo ponían en común. Este año se celebrará este fin de semana pero será online, los palentinos se van a reunir con los otros 19 compañeros: con los que hasta ahora solo han tenido contacto vía online, y mediante videollamada trabajarán de viernes a domingo exponiendo y respondiendo a preguntas del resto de compañeros de otras líneas. El congreso lo va a inagurar la ministra de Educación, Pilar Alegría.

Los Protagonistas. Uno de los alumnos elegidos del Colegio Blanca de Castilla es Vidal Núñez que se encargó del tema de la agricultura espacial en los diferentes planetas. «Me interesó mucho el tema debido a que el espacio es un lugar del que casi no conocemos nada y he podido compartir esas nuevas informaciones con mis amigos y mi familia». Explica que  poder vivir en otro planeta no es tan difícil como parece pero requiere muchos años de esfuerzo e inversiones. Investigó sobre problemas como la gradiación o la gravedad, porque las condiciones no son las mismas que en la Tierra. Se basó sobre todo en las características de Marte y cómo habría que superarlas para que la agricultura sea efectiva en esas condiciones, aunque ya se han conseguído cultivos con las condiciones en Marte como la lechuga o la patata. 

Ángel Urbón eligió el tema de la nanotecnología en los nuevos materiales aplicada a las energías renovables. «Lo eligí  porque me interesó la parte de la nanotecnología como ciencia que estudia a escala nanométrica y luego también porque las energías renovables están en auge para evitar la contaminación, es interesante e útil». Dentro de las energías renovables se centró sobre todo en la fotovoltaica y éolica porque creó que serían las más rentables. También habló del uso de la nonotecnología para la creación de paneles solares y aerogeneradores eólicos.

Carmen  Zapatero eligió el tema de la medicina en la Historia química electrónica. «Lo elegí porque yo me quiero dedicar a eso en un futuro y me pareció el mejor tema para investigar y conocer cosas sobre él». Habló sobre el machine learning, un método de análisis de datos. Tuvo la oportunidad de hablar con  el ciéntifico Ángel Carracedo. que le comentó la importancia de que la historia clínica electrónica sea igual para todas las comunidades autónomas y de que el genoma debe aplicarse en ella y de esto investigó sobre el covid-19 en nuestra comunidad.

Miguel Urbón eligió la línea de la tecnología que se basa en el open data de la salud, un conjunto de datos abietos de libre acceso y gratis. Explicó el open data en particular, sus características y el big data. Además explicó sus beneficios para diagnostigar enfermedades aunque la privacidad de los pacientes podría verse afectada. «Elegí este tema por el covid ya que había tantas estadísticas y datos que me empezó a provocar curiosidad el cómo se recolectaban y de donde salían».

Mencía Villafruela eligió el tema de la energía en los aerogeneradores marinos flotantes que son molinos de viento instalados en una plataforma flotante en el mar para la obtención de energía. Es un tema en desarrollo por lo que es una buena forma para en un futuro prescindir de las energías no renovables y empezar a usarlo. Además hay mucho espacio para instalarlas  y obtener más energía eólica del viento. También habló de su influencia en la economía de España.

De esos 100 alumnos se eligirá 15 y 5 de ellos irán  a un congreso  internacional con otros países europeos que han trabajado el mismo tema.