El alcalde no ve necesario cerrar la ciudad por el virus

J. Benito Iglesias
-

Mario Simón reconoce la existencia más de 500 casos por cada 100.000 habitantes, que aplica el ministro Illa para confinar poblaciones, pero no ve necesario hacerlo dado que no existe transmisión comunitaria

El alcalde no ve necesario cerrar la ciudad por el virus - Foto: Óscar Navarro

El alcalde de Palencia, Mario Simón, señaló ayer que la situación está bajo control y no se hace preciso cerrar la ciudad por los casos acumulados de Covid-19. Al respecto añadió que -aunque según el criterio del ministro de Sanidad, Salvador  Illa, la medida tenga que tomarse con más de 500 contagios por cada 100.000 habitantes acumulados en 14 días- en el caso de Palencia la situación es distinta respecto a poblaciones como Madrid, donde se ha aislado a varias zonas.
«Hemos hablado con las autoridades sanitarias y se ha estado en cantidades de entre 25 y 40 casos al día, superando el límite de media de 28 que dice el ministro que nos corresponde. No obstante, es suficiente el número de rastreadores y la capacidad hospitalaria adaptada a la población. Y, más si cabe, cuando los brotes que se están produciendo se dan en entornos familiares perfectamente identificados», consideró el regidor.
Por ello, añadió que, dado que no se está en situación de transmisión comunitaria como en otros lugares, «no parece preciso aplicar medidas de confinamiento total de la capital o de limitar la movilidad, ya que existe una trazabilidad correcta y un control de todos los brotes como para adoptar otro tipo de medidas más drásticas».
De esta forma, Mario Simón, aludió a la necesidad de analizar la  «la casuística y la situación epidemiológica de cada ciudad y que sean los médicos y autoridades sanitarias las que decidan las medidas a tomar por encima de las opiniones y consideraciones que se producen desde otros ámbitos».
Politización. A su juicio no es conveniente que se esté produciendo «una politización de la  situación y discrepancias como se están dando en la comunidad de Madrid, ya que lo más lógico es coordinarse y que exista una colaboración institucional», al tiempo que apeló a la necesidad de «dejar la política a un lado para pasar a centrarse únicamente en combatir el virus». En este sentido, sostuvo que en la ciudad este criterio de trabajo conjunto para evitar que la Covid-19 se propague «es el que se sigue y, a la vez que se trata de controlar la pandemia, se intenta no estrangular la actividad económica y contribuir a que las consecuencias no acaben siendo nefastas»
Por último, recomendó aplicar «criterios técnicos, sentido común y dejar la política y las contradicciones a un lado, además de concienciar a los ciudadanos respecto a las restricciones porque, al final, son ellos los que con su responsabilidad, comportamiento y ciudadanía van conseguir que la situación de contagios mejore».