scorecardresearch

Detectan un brote de gripe aviar en unas ocas en Valladolid

SPC
-

El Ayuntamiento insta a la población a no alimentar a los animales por prevención y ante la aparición de un brote de gripe aviar. El objetivo es evitar la propagación de la enfermedad entre las aves

Detectan un brote de gripe aviar en unas ocas en Valladolid

El Ayuntamiento de Valladolid ha detectado un foco de gripe aviar entre las ocas que habitan en los  los márgenes del río Pisuerga, después de que durante la última semana de marzo constatara la muerte de varios ejemplares en la isla situada frente al Museo de la Ciencia.

Tras dar aviso a la Unidad Veterinaria de la Junta de Castilla y León, que procedió a la toma de muestras de los cadáveres, ayer, se confirmó que la enfermedad que está afectando a estas aves es la Influenza Aviar de Alta Patogenicidad H5N1. En total se han recogido 21 aves muertas, que han sido incineradas.

Además, ayer también apareció un pato muerto en el Campo Grande, del que se está a la espera de conocer los resultados del análisis para conocer si también es víctima de la gripe aviar.

Aunque la probabilidad de contagio de la gripe aviar a las personas es escasa, el Ayuntamiento de Valladolid, como medida preventiva, quiere evitar la propagación de la enfermedad entre las aves que frecuentan los cauces de los ríos y el Campo Grande y, en consecuencia, insta a la población a cumplir la normativa que impide la alimentación a los animales. Además, desde el Consistorio se recuerda que alimentar animales en vía pública supone un riesgo tanto para las personas como para las aves que se congregan en los puntos de alimentación.

El Ayuntamiento, además de informar a la opinión pública a través de las redes sociales y los medios de comunicación, también anuncia que colocará carteles de advertencia en los lugares más frecuentados por las personas, como el Campo Grande.