Treinta años de la caída del Muro

Europa Press
-

En 1989, un error sirvió como detonante de la desaparición de la frontera, una decisión que llevaba fraguándose tiempo atrás

Fueron solo unas pocas palabras, pronunciadas apresuradamente y aún así supusieron el fin de la división de Alemania: «Hasta donde sé... es efectivo de forma inmediata... sin demora», dijo Guenter Schabowski, un miembro del Politburó de Alemania del Este. 
Pronunciadas la noche del 9 de noviembre de 1989 delante de reporteros internacionales en la parte comunista, la ahora infame frase de Schabowski hizo historia. 
Poco antes, las autoridades de la República Democrática Alemana (RDA) habían redactado una ley de viaje que estipulaba quién podía entrar y salir entre Berlín Oriental y Berlín Occidental, una frontera clave en el Telón de Acero y que estaba cerrada para la mayoría la mayor parte del tiempo. 
Treinta años de la caída del muroTreinta años de la caída del muro - Foto: Fabrizio BenschAl ser preguntado por la nueva medida, Schabowski aseguró que las visitas privadas al extranjero serían posibles en un futuro sin condiciones especiales. Sus camaradas no lo sabían aún: el comunicado de prensa estaba previsto que se publicara al día siguiente. 
Schabowski se puso a revisar sus papeles y respondió a la prensa, casi casual, con las palabras anteriores, que ya era efectiva. Había anunciado, aunque de forma no intencionada, el fin de la frontera.
Los medios de la RDA difundieron la noticia casi de forma inmediata. En los puestos de control fronterizo, pronto se vivieron escenas tumultuosas, con familiares y amigos que acudían a cruzar la histórica división. Nadie sabía seguro si era un rumor, un desliz o una decisión válida, pero en unas horas ya no importó. 
Treinta años de la caída del muroTreinta años de la caída del muroEl primer paso en abrir fue el del puesto de control de Bornholmer Strasse en la capital alemana, seguido de otros que imitaron su actuación. Miles de ciudadanos cruzaron al oeste, caminando por delante de soldados completamente impactados. La noticia también sorprendió al canciller de Alemania Occidental, Helmut Kohl, quien estaba en Varsovia en esos momentos. El Bundestag cerró su sesión y los parlamentarios comenzaron a cantar el himno nacional. 
Pero las palabras de Schabowski solo fueron el detonante de algo que había venido fraguándose en las semanas anteriores con manifestaciones multitudinarias en la RDA y una emigración masiva hacia el otro lado del muro. 
Desde mediados de 1989, miles de alemanes orientales comenzaron a huir ilegalmente a Austria a través de Hungría, muchos de ellos buscando refugio en la embajada de la RFA en Budapest y Praga, una situación que se intensificó en otoño, y que supuso el inicio del fin de la Guerra Fría.


Más fotos:

Treinta años de la caída del muro
Treinta años de la caída del muro
Treinta años de la caída del muro
Treinta años de la caída del muro - Foto: Fabrizio Bensch