La historia hecha traje

A. Benito
-

Desde su taller Carmen17, Sofía Nieto y Arancha Rodrigálvarez lanzan un diseño inspirado en el atuendo regional de las mujeres palentinas

Imagen tomada en el almacén de lanas de la Real Fábrica de Tapices de Madrid - Foto: KELA COTO

Como bien sabrán, las mujeres palentinas no tienen que inclinarse ante ningún rey y son caballeros de honor desde el siglo XV. Estos privilegios son consecuencia del hecho que se produjo bajo el reinado de Juan I, quien en 1385 fue derrotado por otro Juan I, el de Portugal, en la batalla de Aljubarrota, la cual dejó la corona castellana y leonesa en una posición vulnerable. Juan de Gante, duque de Lancaster y yerno de Pedro I -apodado El Cruel por parte de sus detractores y El Justiciero por sus defensores-, aprovechó la situación para invadir la Península Ibérica y reclamar el trono, que había sido ocupado por Enrique de Trastámara tras ordenar el asesinato de su hermano. 


En su campaña tomó La Coruña, Santiago y Orense, para después ganar varias batallas y llegar hasta Palencia. Debido a la guerra, los hombres de la ciudad se encontraban mayoritariamente en el frente, por lo que cuando llegaron las tropas de asedio, prácticamente solo quedaban mujeres. Sin embargo, lejos de rendirse a los atacantes, las palentinas plantaron cara y lograron derrotar a las huestes de Lancaster, que refrenó sus pretensiones dinásticas y acabó renunciando a ellas en el Tratado de Bayona, de julio de 1388.


Además de convertirse en una conocida leyenda y de otorgar a las mujeres de Palencia los mencionados derechos, la gesta quedó reflejada en su traje regional, de ahí la banda dorada que acompaña siempre esta vestimenta. Un detalle que también está presente en la reinvención del diseño que lució Sofía Nieto en el programa de Ariel Roth, Un país para escucharlo, que se emitió el pasado mes de febrero en La 2 de TVE. En la imagen, la joven aparecía junto al artista palentino Alberto Acinas haciendo los coros y tocando la pandereta. 

Telares históricos de la Real Fábrica de TapicesTelares históricos de la Real Fábrica de Tapices - Foto: KELA COTO


Diseñado por la propia Sofía Nieto y por Arancha Rodrigálvarez, el traje es el vivo reflejo de su taller, Carmen17, cuya seña de identidad es la utilización de los trajes regionales como punto inicial de sus propuestas. «Son atuendos que contienen la historia y la relatan con sus aderezos, sus insignias, el tipo de tejido y de bordado o el adorno textil. Así pasa con el traje tradicional de palentina, que mantiene vivo el recuerdo de las mujeres que defendieron la ciudad de las tropas de Lancaster  a través de la insignia con la que fueron condecoradas, la escarapela morada y la banda dorada que se mantiene a día de hoy y lo hace único», explican las diseñadoras. 


«Esta hazaña y esta insignia no son casi conocidas fuera del territorio palentino y hacer un diseño actual, con estos elementos, es una manera de darlo a conocer. «El vestido tiene un bordado con hilo morado y oro en homenaje a la escarapela y la banda y el paño de lana con flocado de terciopelo empleado en los trajes tradicionales», añaden finalmente.

 

Sofía Nieto devanando en la Real Fábrica de TapicesSofía Nieto devanando en la Real Fábrica de Tapices - Foto: KELA COTO

* Todas las fotos que acompañan este artículo fueron tomadas en la Real Fábrica de Tapices de Madrid por la fotógrafa Kela Coto.

La historia hecha traje
La historia hecha traje