Dos lágrimas en la prueba que pueden evitar muchas más

Rubén Abad
-

Las doce enfermeras del equipo de vacunación de la Covid-19 que ayer realizaron durante siete horas las pruebas en el pabellón de deportes de Cervera de Pisuerga se trasladan hoy a Saldaña

Dos lágrimas en la prueba que pueden evitar muchas más - Foto: Juan Mellado

Con quince casos positivos entre las 1.162 pruebas de antígenos realizadas (había dispuestas 3.000)se resolvió ayer el primer cribado masivo en la provincia, que se realizó en Cervera de Pisuerga al objeto de conocer el origen de unos brotes que han disparado el número de contagios en las últimas semanas, hasta situarse en una incidencia de 1.114,44 positivos en Covid-19 por cada 100.000 habitantes en l4 días.


El pabellón municipal de deportes fue el centro de operaciones, al ser el único espacio con la capacidad y el tamaño que requerían las pruebas. Allí estaban llamados, entre las 9 y las 18 horas, los vecinos de los 70 pueblos de los doce municipios (en su totalidad o en parte)que integran la Zona Básica de Salud.


En total, 3.809 tarjetas sanitarias, citadas en franjas de dos horas según la primera letra de su apellido para evitar aglomeraciones. Solo se excluía a los menores de doce años de edad y a las personas que ya han pasado la enfermedad, pues incluso se les practicó el test a los  no empadronados con tarjeta sanitaria de desplazados y a aquellos que tienen su puesto de trabajo dentro de la ZBS.


«Participar en el cribado es totalmente voluntario, pero es muy interesante que acuda el mayor número de gente posible porque es la única forma de saber la evolución y la incidencia de la enfermedad», afirmó el alcalde cerverano, Jorge Ibáñez. Por este motivo, para quienes no contaban con medios propios para acercarse hasta la instalación deportiva, «principalmente gente de avanzada edad de los pueblos», se habilitó un servicio de transporte.


SEIS PUESTOS

Las primeras pruebas se realizaron pasadas las nueve de la mañana, una vez que se conectaron todos los equipos a la red del Sacyl. Desde entonces, todo el proceso se resolvió con una coordinación milimétrica que se tradujo en una fluidez constante a la hora del cribado. 


Para realizar los test se dispusieron seis puestos, ocupados cada uno de ellos por dos enfermeras debidamente ataviadas con equipos de protección, las mismas que están llevando a cabo la campaña de vacunación frente a la Covid en la provincia. Una de ellas confirmaba los datos de la tarjeta sanitaria, mientras que la otra tomaba la muestra con un hisopo introducido por la fosa nasal o por la cavidad bucal en caso de desviaciones o intolerancias. 


«Sabemos que es un poco molesta, pero apenas son unos segundos. Estamos en una pandemia terrible; acudir es muy importante, es un acto de ciudadanía y de responsabilidad». Son dos lágrimas que pueden evitar muchas más», declaró a Diario Palentino el coordinador de vacunación Covid y de los cribados, Joaquín Madrigal.


Los 1.147 negativos recibieron el resultado de la prueba en un tiempo máximo de dos horas, mientras que a los 15 positivos -todos ellos asintomáticos- se les comunicó de inmediato «para que comiencen a tomar las medidas de aislamiento social y cuarentena necesarios y para que los rastreadores hagan el seguimiento de contactos», explicó Madrigal, quien aseguró que «todo está muy bien organizado y el trabajo va rodado».


Una tarea en la que colaboraron el Ayuntamiento norteño y voluntarios de Protección Civil (ocho del grupo de Cervera y tres de apoyo llegados desde Valladolid), encargados de habilitar los pasillos y colocar los carteles y las pegatinas. 

 

HOY, EN SALDAÑA

El mismo cribado masivo se realizará hoy en la ZBS de Saldaña, igualmente entre las 9 y las 18 horas, y en el pabellón de deportes El Soto, donde es imprescindible acudir con la tarjeta sanitaria y el DNI. La decisión de realizar este cribado poblacional se ha adoptado dada la alta incidencia del virus, la baja trazabilidad y la tendencia creciente. 



Las más vistas