scorecardresearch

Acepta una pena de 3 años de cárcel por corrupción de menores

DP
-

Un vecino de Aguilar asumió los hechos y el fiscal rebajó un año la petición de prisión tras encontrar en un registro decenas de imágenes y varios vídeos de sexo explícito con menores. Estará 5 años con libertad vigilada tras cumplir la condena

Acepta una pena de 3 años de cárcel por corrupción de menores - Foto: Juan Mellado

Un vecino Aguilar de Campoo, R.G.C., aceptó ayer tres años de prisión como autor confeso de un delito de corrupción de menores en la vista celebrada en el Juzgado de lo Penal. En la sesión se alcanzó un acuerdo de conformidad y el acusado reconoció los hechos por los que fue juzgado, después de que la Policía Nacional le encontrara en su ordenador y teléfono móvil decenas de imágenes y varios vídeos de sexo explícito con menores. 

En la vista, la acusación pública habló primero con el juez y luego accedió a la sala el acusado que, al ser interrogado por el magistrado, reconoció la comisión del delito y aceptó la pena, sin que fuera preciso ya que intervinieran los testigos citados. El fiscal había solicitado provisionalmente cuatro años de prisión y rebajó la petición en un año, pero mantuvo los cinco años de libertad vigilada una vez que cumpla la pena impuesta por la autoridad judicial.

El condenado fue investigado por la UFAM de la Policía Nacional, dentro de la operación Antifaz, después de que a través de las redes sociales se detectara la presencia de material pedófilo. Los hechos ocurrieron entre abril de 2019 y enero de 2020. Posteriormente, los agentes, tras realizar un registro en su vivienda, localizaron varios perfiles de contactos de menores con imágenes de carácter sexual tanto en su teléfono móvil como en el disco duro del ordenador. Asimismo, la Policía Nacional localizó 228 fotos de las mismas características, así como tres vídeos.

Reincidencia. El vecino de Aguilar que fue condenado es reincidente en cuanto al delito imputado. La Policía Nacional no quiso desvelar si se trata o no de la misma persona que el pasado año aceptó  un año de prisión por un delito de corrupción de menores por tenencia y distribución de pornografía infantil. 

Según fuentes del Ministerio Fiscal, los hechos por los que debió responder ante la Justicia, precisamente un vecino de Aguilar de Campoo, cuya identidad no fue desvelada, partían del 20 de febrero de 2019 cuando, en un registro realizado en su domicilio, localizaron 321 archivos de contenido pedófilo con menores de edad, aunque en este caso no se pudo comprobar que hubieran sido compartidos con terceros.