SUCESOS

Muere una psicóloga de 'San Juan de Dios' acuchillada por una paciente

ALBERTO ABASCAL/AGENCIAS - miércoles, 7 de mayo de 2014
Allegados y amigos en el ‘Tanatorio Sever’. - Foto: Emilio Fraile
La agresora, una leonesa de 39 años, entró en su despacho, se lanzó sobre ella y le asestó varias puñaladas en el cuello, axila y brazo

La joven psicóloga zamorana Violeta Guarido Rivera, que el próximo 29 de mayo cumpliría 30 años, falleció ayer en el Hospital Río Carrión como consecuencia de las heridas sufridas tras ser apuñalada con un cuchillo de cubertería de 10 centímetros de longitud, presuntamente por una paciente suya en el Centro Psiquiátrico de San Juan de Dios, Amelia B.S.,  de 39 años de edad -casualidades de la vida, su cumpleaños coincide con el de la víctima- y natural de León.
Según relató el subdelegado del Gobierno en Palencia, Luis Miguel Cárcel, entorno a las 8,00 horas de ayer la paciente, cuyas datos de filiación responden a Amelia B.S., entró en el despacho de la víctima, se lanzó sobre ella y le causó varias heridas en el cuello, axila y un brazo.
Agregó que profesionales del propio centro psiquiátrico y del Servicio 112 consiguieron estabilizar en un principio a la joven que posteriormente fue trasladada en una UVI móvil al Hospital Río Carrión, donde finalmente falleció.

LA AUTOPSIA. Según supo Diario Palentino de fuentes de la investigación, la autopsia realizada ayer en la unidad forense del Tanatorio de Palencia determinó que  la herida recibida en el cuello, al parecer, resultó ser mortal por cuanto el corte le afectó la vena subclavia, lo que le provocó una hemorragia interna. En anatomía humana, las venas subclavias son dos grandes venas bilaterales: la subclavia derecha e izquierda. Su diámetro es aproximado al de un dedo meñique.
Por lo demás, la agresora fue retenida por personal del centro psiquiátrico hasta que llegaron los agentes de la Policía Nacional que procedieron a su detención para hacerse cargo de su custodia hasta que sea puesta a disposición judicial, previsiblemente en la mañana de hoy.
El comisario jefe de la Policía Nacional de Palencia, Julián Cuadrado, que acompañó al subdelegado en su encuentro con los periodistas, puntualizó que, de momento, se desconoce cómo la agresora se hizo con el arma, que describió como «un cuchillo normal de cubertería para contar carne».
Según ha podido saber este periódico, la presunta agresora, al parecer, sufría de un cierto grado de esquizofrenia, y se encontraba en régimen interno pero podía realizar salidas del centro psiquiátrico por las tardes. Del mismo modo, no se conocen las causas que llevaron a la Amelia B.S., a agredir mortalmente a la psicóloga, aunque sí que era paciente suya.

DECLARACIÓN. La Policía Científica recabó a lo largo de todo el día de ayer todos los datos y pruebas para esclarecer los hechos. La presunta agresora fue trasladada a dependencias policiales donde prestó declaración. Sin embargo, fuentes de la investigación coincidieron en señalar que durante el interrogatorio  Amelia B.S. se mostró impasible, sin ofrecer ni datos ni explicación alguna sobre lo sucedido en el centro psiquiátrico por la mañana. Por otro lado, la Policía Nacional también  tomó declaración  a testigos y a personal del centro de San Juan de Dios para averiguar los pormenores del crimen.
Por lo demás, está previsto que Amelia B.S., pase hoy a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 1 de Palencia, que se encuentra de guardia, y es más que probable que decrete su ingreso en prisión. De hecho, fuentes de la Fiscalía manejaban esta hipótesis en la jornada de ayer
De ser así, la supuesta agresora ingresaría en la cárcel de mujeres de Villanubla (Valladolid) donde, según el protocolo, se le realizará un examen psiquiátrico para decidir su permanencia en la prisión o se le trasladará a uno de los dos psiquiátricos penitenciarios que existen en España, ubicados concretamente en Alicante (Foncalent) y Sevilla.

PROFESIONAL. Violeta Guarido Rivera ejercía de psicóloga clínica en el Centro Asistencial de San Juan de Dios, concretamente en la Unidad Sagrada Familia, desde hacía menos de un año.
La misión de la Unidad Sagrada Familia del centro  es ofertar «una asistencia médico-psiquiátrica especializada con evidencia científica constatada, junto al abordaje de la patología psicosocial en el marco de una asistencia integral, que vela por los principios de rehabilitación, orientado a  incrementar la calidad de vida de los pacientes», según explica el centro en su página web.
El cuerpo de la malograda joven partió de Palencia pasadas las 16,00 horas con destino al Tanatorio Sever de la capital zamorana, donde familia y amigos la han podido velar hasta el momento de su incineración que tendrá lugar a lo largo de la jornada de hoy miércoles.
Según los datos aportados por los representantes de los trabajadores, el Centro Psiquiátrico San Juan de Dios cuenta en la actualidad con alrededor de 600 pacientes y una plantilla entre fija y de subcontratas cercana a los 400 trabajadores.
Por lo demás, la Organización Médica Colegial (OMC) ha lamentado  «profundamente»  los hechos. La organización médica puso en marcha hace cuatro años el Observatorio Nacional de Agresiones, con la colaboración y coordinación de todos los Colegios de Médicos de España, a raíz del fallecimiento de la doctora Mª Eugenia Moreno, una médico residente de 34 años que fue asesinada en 2009 por un paciente cuando se encontraba trabajando en el centro de salud de localidad murciana de Moratalla.

Salpicó a Villada

La localidad de Villada, que en 2006 ya vivió una de las mayores tragedias que se recuerdan en Palencia como consecuencia del descarrilamiento de un tren y que lleva más de dos años y medio sin conocer el paradero de una vecina de más de 90 años de edad, se vio salpicada de nuevo en la jornada de ayer por el mal fario después de que se conociera que la familia materna de la psicóloga fallecida es oriunda de esta localidad palentina.
El dato se conoció durante el transcurso de la rueda de prensa celebrada en la Subdelegación del Gobierno por parte del subdelegado, Luis Miguel Cárcel, y el comisario-jefe de Policía, Julián Cuadrado.
«Sabemos en el pueblo que la chica desciende por vía materna de aquí. De hecho, sus abuelos -los Rivera-  son de aquí», señalaba en declaraciones a este periódico el alcalde de la localidad, José Antonio Alonso. El primer edil de Villada también reconocía que se trata de una familia conocida «y que durante los veranos suele venir, aunque creo que actualmente no hay familiares directos de la chica que residan en Villada».

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Diario Palentino se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD